Porcicultura

Disentería en cerdos: conociendo los factores de riesgo

25 febrero 2022

Para prevenir la disentería en cerdos, se deben aplicar medidas de bioseguridad

La disentería porcina es causada por la bacteria Brachyspira hyodysenteriae, una espiroqueta anaeróbica que infecta a los cerdos en las fases de crecimiento y finalización, causando diarrea sanguinolenta severa en los animales afectados. Esta enfermedad afecta económicamente a la producción porcina cuando se diagnostica en hatos libres del patógeno debido a la alta morbilidad causada, a veces también aumentando las tasas de mortalidad (Taylor et al., 1971; Trott et al., 1996). Actualmente, no existen vacunas comerciales contra el agente en el mercado, lo que imposibilita su uso en la prevención de la enfermedad. Por tanto, conocer los medios que facilitan la contaminación del rebaño porcino es fundamental para mantener la disentería porcina alejada de las granjas (Zeeh et al., 2019).

Se han establecido algunos factores de riesgo como puntos a considerar a favor de la introducción de la espiroqueta en el rebaño. La principal forma de entrada de Brachyspira hyodysentariae en las granjas es mediante la compra frecuente de cerdos de diferentes orígenes. La bacteria puede ser introducida por estos animales, que actúan como portadores, y también por vehículos de transporte. En este mismo sentido, rebaños con alto número de cerdos pueden representar una fuente importante para el establecimiento de la disentería porcina, ya que en rebaños como estos, es común que se adquieran múltiples lotes de animales de diferentes granjas (Zeeh et al., 2019).

Porcicultura

Es ampliamente conocido que la infestación por roedores es un problema común en las granjas, además de ser un factor de riesgo relevante para la aparición de disentería porcina. Los ratones son importantes mantenedores de la Brachyspira hyodysenteriae en el medio ambiente, pudiendo excretarla en las heces por varios meses. Además del poder de propagación de los roedores, las aves y las moscas también pueden llevar el patógeno a las propiedades productoras de cerdos. Por otro lado, los cerdos salvajes y jabalíes son una fuente de infección cuando entran en contacto con animales susceptibles en las granjas (Hampson, 2012; Zeeh et al., 2019).

Las medidas de bioseguridad como la limpieza y desinfección de las instalaciones, vacío sanitario entre lotes posteriores, control de roedores y uso de antimicrobianos son importantes para controlar la propagación del agente en la granja, pero no son suficientes para erradicar la Brachyspira hyodysenteriae del rebaño. Estudios muestran que solo las granjas que implementaron estas acciones sanitarias después de la despoblación total o parcial de la piara alcanzaron el estatus de libres de disentería porcina. Además, estos estudios resaltan la importancia de adoptar el sistema “all in/all out” y el vacío sanitario de 8 semanas para que se logre la erradicación de espiroquetas y, así, se repoblen las instalaciones con nuevos lotes de cerdos (Neirynck et al. , 2020).

Referencias:

Hampson, D.J. Brachyspiral colitis. In: Zimmerman, J.J.; Karriker, L.A.; Ramirez, A.; Schwartz, K.J.; Stevenson, G.W.; eds. Diseases of Swine. 10th ed. Ames, IA: Wiley-Blackwell; p.680-696, 2012.

Neirynck, W., Boyen, F., Chantziaras, I. et al. Implementation and evaluation of different eradication strategies for Brachyspira hyodysenteriae. Porc Health Manag 6, 27 (2020). https://doi.org/10.1186/s40813-020-00162-2

Taylor DJ, Alexander TJ: The production of dysentery in swine by feeding cultures containing a spirochaete. Br Vet J 1971, 127:58–61. 2. 

Trott DJ, Stanton TB, Jensen NS, Duhamel GE, Johnson JL, Hampson DJ: Serpulina pilosicoli sp. nov., the agent of porcine intestinal spirochetosis. Int J Syst Bact 1996, 46:206–215.

Zeeh, F., Vidondo, B., & Nathues, H. (2019). Risk factors for the infection with Brachyspira hyodysenteriae in pig herds. Preventive Veterinary Medicine, 104819. doi:10.1016/j.prevetmed.2019.104819.